#73 – Acción versus Presencia

Hay personas que estan aquí para cambiar las cosas a través de la difusión de informaciones alternativas y la Acción directa.

Hay otras personas que están aquí para cambiar las cosas a través de la aceptación de las cosas tal como son y la simple Presencia.

Yo soy de los segundos.

Es lo que me sale por defecto. Y hace ya tiempo que he dejado de intentar cambiarlo. ¿Para qué andar por la vida resistiéndote a lo que eres, una vez lo tienes claro?

No es viable.

Y podríamos asociar a las Almas que eligen estar aquí para ser Activos de la Acción con lo que se llama «Energía Índigo». Y a las Almas que eligen estar aquí para ser Activos de la Presencia con lo que se llama «Energía Cristal». O Diamante. O Arco Iris… Solo son nombres. Quédate con la idea.

Eso, el Guerrero Índigo y el no-sé-qué-palabra-usar de Cristal. «Guerrero» me suena demasiado combativo para un Alma que, una vez la encuentra, se manifiesta a través de su pura Presencia.

En el pasado, yo mismo fui un Guerrero Índigo. Encarné esa experiencia y luego la tuve que soltar. Anduve «enganchado» en esa vibración de la rabia contra la máquina y las irrefrenables ganas de cambiar el mundo durante unos años, pero un buen día me di cuenta de que salvar el mundo no es lo mío.

Además, vi que esa es una Energía, una manera de existir, que te mantiene dando vueltas en un loop, hasta que un día te cansas. O no. Hay gente que tiene una gran determinación para encarnar el cambio a través de la Acción y eso es lo correcto para ellos.

En mi caso, Yo un día me «desenganché» de eso. Mi naturaleza me apretaba hacia otros lares… Lo dije en el último artículo: yo no estoy aquí para cambiar el mundo directamente. Yo estoy aquí para estar presente en mi Conciencia, de una forma directa, sí, y si acaso cambiar el mundo de una forma indirecta. Y cambiar el mundo en teoría no me importa. Tengo la alegría que necesito simplemente sintiendo la Conciencia que soy. Siéndola para mí. Sintiéndome.

Tengo amigos que son verdaderos Guerreros Índigo. Me agobia un poco estar con ellos y que estén todo el rato irradiando esa Energía de «el mundo es injusto y voy a hacer todo lo posible para cambiarlo». Personalmente, se me hace un poco pesado, pero estoy aprendiendo a aceptarlo. Recuerda, Aceptación y Presencia.

Antes me resistía más. Pensaba: «Esta gente son unos pocos y ellos solos quieren ‘obligar’ a que el 90% de la sociedad cambie radicalmente. La única cosa que van a conseguir es agotarse completamente». Y de alguna forma lo sigo pensando. Sin embargo, ahora me doy cuenta de que también está bien que haya este tipo de gente, los catalizadores directos del cambio. Supongo que siempre los ha habido y el mundo también ha evolucionado gracias a ellos.

Está claro, ¿no?

Es un dilema que siempre he tenido: «¿Hasta qué punto es lícito o factible cambiar las cosas?». Y más aun: «¿Cuál es la mejor manera de hacerlo?».

La conclusión a la que llego es que, si los Guerreros Índigo están aquí, es que el mundo también los necesita. «Déjalos que luchen con uñas y dientes si es lo que su programa conciencial les dicta. Si se agotan de tanto querer forzar el cambio, ya se darán cuenta».

Ya no me discuto con ellos.

Lo importante para mí es que Yo me haya dado cuenta de que esa Energía Guerrera ya no es apropiada para mí y que haga caso a mi propia naturaleza, como dije, ahora que soy consciente de ella.

No sé, hay por ahí quien dice que una persona que está presente en esta realidad terrenal con toda su Conciencia es muchísimo más, mmm, poderosa no, pero eficaz para catalizar el cambio, que mil Madres Teresa de Calcuta…

No sé si esto es así, pero creo que lo estoy empezando a entender. Si lo miro requete-super-objetivamente, me doy cuenta que llevo 20 años (desde mi primer Despertar Espiritual) oyendo a gente denunciar a los conspiradores que presuntamente limitan el mundo y creo que no hemos avanzado ni un milímetro en este sentido. Todo sigue exacta y estrictamente igual. En la mayoría de cosas. O peor. ¿Por qué será que el mundo sigue gobernado por «los malos» y los que luchan fervientemente contra eso no han podido hacer nada? ¿No será que el mundo tiene lo que quiere?

¿Es cierto que la Presencia es mucho mejor que la Acción? ¿Te lo has planteado alguna vez?

¿Cuál es tu equilibrio de Acción versus Presencia en esta vida?

----------------------------------
Comparte con tu comunidad:

¿Conectas? Suscríbete

Te enviaré una ALERTA cada vez que publique nuevo contenido. Es completamente gratis y puedes darte de baja cuando quieras.

Haz una donación

6 comentarios en «#73 – Acción versus Presencia»

  1. Buen artículo. Totalmente de acuerdo con algunos matices. También soy de los de la consciencia, pero… La verdad me queda un poco de la antigua tendencia de guerrear. La he tenido muy fuerte en otras vidas y ahora algo queda, aunque poco ya. Así que lo llevo bien, ambas tendencias me refiero. Predomina la faceta de presencia con clara mayoría. Pero siento cierta simpatía por la otra faceta, eso de ser un buen guerrero. Y me caen bien esta gente. Desde luego estoy seguro de que tienen su lugar en el mundo y sin ellos ésto no cambiaría nada. Sí que han conseguido muchos cambios a lo largo de la historia de la humanidad. Si nos retrotraemos al tiempo de las Cruzadas, cuando por no ser cristiano le cortaban a uno la cabeza. Exáctamente lo que hacen ahora los de la yihad por cierto. Desde entonces hasta ahora álgo se ha conseguido. Un afectuoso saludo

    Responder
    • Gracias. Entiendo perfectamente lo que dices, porque a mí también me pasa. Tengo algunos amigos, o los he tenido, que se toman tan en serio lo de luchar por salvar el mundo que es difícil tratar con ellos. Casi no hay posible diálogo. Yo un día quise ser así, pero solo era otra historia, una que yo ya no necesitaba vivir. Me parece perfecto que haya almas guerreras y las acepto tal como son. Lo curioso del caso es que, si te fijas, aquello que pretenden denunciar nunca cambia, porque en realidad el mundo es como es porque la mayor parte de personas quieren experimentar precisamente eso: la injusticia, la manipulación, lo que sea… Aunque parezca mentira. El mundo cambiará cuando él elija cambiar, cuando haya más masa crítica, no cuando unas pocas personas quieran forzar el cambio. En fin, supongo que todo suma. Para mí, lo importante es que cada persona descubra quién es y por qué está aquí.

      Responder

Deja un comentario

Artículo añadido al carrito.
0 artículos - 0,00