#20 – Paradoja no, Claridad: la parte oscura de la Iluminación

Pues bueno, yo no sé qué impresión doy con mis escritos.

Como autor no tengo la distancia necesaria para ser objetivo.

Al menos de momento.

Digo esto porque lo que no me gustaría es dar la impresión de que la Iluminación Encarnada es algo maravilloso TODO EL TIEMPO.

Mira, seguro que lo puede ser, pero en mi Realidad no es exactamente así.

Y resulta que tampoco es algo negativo todo el tiempo… Para nada.

Ni lo uno ni lo otro. Y todo a la vez.

La cuestión es que, yo qué sé, mira, es algo putamente alucinante.

¡Venga taco! ¡Vamos!

El tema que nos ocupa lo merece…

Esto de la Realización y la Iluminación Encarnada es algo muy especial, incluídos los subidones y los bajones de la montaña rusa.

El primer Despertar Espiritual es más puñetero (te pilla en bragas), pero los últimos estadios, como digo, son alucinantes.

Sin embargo (y esto lo digo únicamente desde la Perspectiva humana), no te hace más feliz. No te hace mejor. No te hace nada.

Lo único que hace es que te conviertas en Todo Lo Que Eres y te quedes en el Cuerpo Físico un tiempo. Si es que esta es tu Elección Consciente. También te puedes marchar.

Bueno, dicen que la mayor parte de los seres humanos que se iluminaron en el pasado, como por ejemplo Jesús, Budhha, etc., por decir los que la historia ha hecho conocidos, no se quedaron mucho tiempo.

Además, ¿tú crees que todo fue super-mega-happy-flowers en la vida de esta gente?

Pues mira, yo no lo tengo tan claro…

Esto es un proceso que es muy duro para la parte humana, la parte física que está aquí. Hay que soltar lo que no está escrito. Y muchas de las personas que estamos llevándolo a cabo estamos —venga, sí, vamos a decirlo aunque suene fatal— con algún tipo de desequilibrio (físico, mental, del tipo que sea).

Desequilibrio que es provisional, hasta que trasciendes la Mente que le da entidad y lo hace real.

¡Uf! Importante.

Esto es un Salto Cuantico tan gordo (y peculiar) que solo pueden entenderlo aquellos que lo pasan. No está escrito de forma clara en ningún libro común.

Como dice un amigo mío, y yo también lo digo, this is not for the faint of heart. Y si tu eres alguien que se ha embarcado en esta aventura, lo sabes perfectamente. Si no lo eres, seguramente estarás indignad@ y agraviad@ con mis palabras. Y esto es lo que tiene que ser. Las escribo para mover la Conciencia y la Energía y las dos cosas juntas. Si esto no es para ti, márchate de esta página. I’m serious.

Y sí, claro, ahora mismo hay un grupo de personas bastante numeroso pasando por este proceso en la Tierra y quedándose en la forma física, pero aun así es una cantidad absolutamente ínfima comparada con la cantidad de almas (ángeles) encarnadas en la actualidad.

Esto es algo que, com ya he dicho varias veces, llega de forma natural cuando es tu momento. Podriamos decir… por «madurez álmica».

Normalmente, quienes eligen pasar por esto son Almas viejas, en el sentido de que han vivido muchas vidas en este planeta y en otros sitios antes. Ya han experimentado todo lo que querían experimentar aquí y les toca pasar a la siguiente fase.

Aunque bueno, supongo que eso no quita que un alma más joven también pueda acceder a su Conciencia plena si así lo elige.

Venga, fuera rollos. A lo que vamos…

Que hay un lado oscuro muy importante en la Iluminación. Como mínimo, del 50% de peso.

Vivimos en un universo dual, ¿recuerdas? Aquí la Dualidad es la «puta ama». Vamos con otro taco. Yeah.

Continuemos, porque ahora viene un mensaje muy importante que quizá te gustará oir: aquellas personas que sólo ven la parte luminosa de este asunto (o de cualquier asunto, vaya) se están mintiendo a si mismos.

Y si además son gurúes de la Nueva Era que canalizan y dan mensajes para despertar a la humanidad, y solo son mensajes de luz, mmm, a mi no me convence.

¿Y la Oscuridad donde está, guapos y guapas? Porque es la mitad de lo que somos, ¿sí?

Molesta este tema, ¿eh? Pues mira, alguien tiene que hablar de ello.

Como vulgarmente se dice, «no es oro todo lo que reluce». A mí los ángeles demasiado luminosos me gustan aún menos que los demonios demasiado peludos.

Los huelo a veinte quilómetros… Cuando alguien se está mintiendo a si mismo y me está mintiendo a mí, embelleciéndolo todo y rubricando con luz-de-oro-puro-resplandeciente-de-la-séptima-dimensión cada una de sus palabras y acciones…

¡Oh! Y visten de blanco inmaculado.

«Sí, luz bien, ningún problema con eso, chaval, ¿pero dónde está tu Oscuridad? QUIERO VERLA».

Porque mira, cuando atraveses el Umbral que te lleva a la Realización vas a tener que revisar y aceptar todas y cada una de tus partes. También las oscuras. Esas más, porque fueron las que abandonaste a su suerte, los soldados que dejaste malheridos en el campo de batalla…

Y nadie puede quedar atrás.

Yo creo que uno de los problemas más gordos de la humanidad es precisamente éste. Que nadie quiere ver, y aceptar, lo malo.

Aunque sólo sea una Ilusión. Que lo es.

¡Todo es una Ilusión!

Acabo planteándote una cuestión: si tu experiencia vital no es agradable, en vez de escapar de aquello que no te gusta de ti, ¿por qué no lo pones encima de la mesa y lo reconoces? Sí, ya sé que puede ser muy duro. Entenderé que no lo hagas si no estás preparad@. Sin embargo, yo estoy aquí para decirte que no es tan difícil como parece cuando te pones a ello. En realidad es muy agradecido…

Además, tarde o temprano tendrás que hacerlo. Si no en esta vida, en otra.

Aunque nadie te está poniendo prisa, eh. Solo estamos calentando motores.

Ha, qué capullo soy.

¿Y?

Me río.

Si estás leyendo esto es que de alguna manera necesitabas que tu Mente lo viera escrito.

Lo sabes bien: si tú eres alguien que está teniendo o ha tenido su Despertar, el de verdad quiero decir, no el que dictan las modas, entonces tendrás que revisar todas las partes de las que estás compuest@, incluídas las que juzgas como malas.

Y no hay que preocuparse, pues al fin y al cabo todo es energía. Si la vemos como Luz u Oscuridad (bueno o malo) es porque la juzgamos con nuestro Ego.

Nada, nada, que yo no me fío de esas personas que cuando les preguntas cómo están SIEMPRE SIEMPRE SIEMPRE te responden «estupendamente, super-bien, genial, espectaculaaar…».

¡Ha!

Ocultan…

Lo oculto que algún día se hará evidente.

Me da igual lo que pienses.

TODO BICHO VIVIENTE BAJO EL SOL TIENE UNA SOMBRA QUE LO PERSIGUE, Y POR MUCHO QUE CORRAS JAMÁS PODRÁS DESPEGARTE DE ELLA, PORQUE ESA TAMBIÉN ES UNA PARTE DE TI Y ES DIGNA DE TU AMOR.

----------------------------------
Comparte con tu comunidad:

¿Conectas? Suscríbete

Te enviaré una ALERTA cada vez que publique nuevo contenido. Es completamente gratis y puedes darte de baja cuando quieras.

Haz una donación

4 comentarios en «#20 – Paradoja no, Claridad: la parte oscura de la Iluminación»

  1. Muy bueno, Quillo, digo Guillo. Expresado con claridad y certeza, como siempre. No es duro, ni oscuro, ni nada por el estilo. Hay dolor, porque el tema ha dolido y duele, pero utilizas tu ternura habitual que lo suaviza todo. ¡Bravoou!

    Responder

Deja un comentario

Artículo añadido al carrito.
0 artículos - 0,00